Estudio Cochrane sobre la experiencia de parto de las mujeres atendidas por comadronas

Esta semana me encontré un blog interesante en inglés que se llama “Evidently Cochrane, sharing the latest Cochrane Reviews”. Las Revisiones Cochrane resumen los resultados de los estudios disponibles y cuidadosamente diseñados (ensayos clínicos controlados) y proporcionan un alto nivel de evidencia sobre la eficacia de las intervenciones en temas de salud.

Como la “evidencia científica” nos da seguridad y, hay que admitirlo, nos gusta hoy en día, me he decidido a traducir un artículo de este blog que habla sobre la experiencia de parto cuando la mujer es atendida por una comadrona (matrona, partera, midwife, etc.).

Las comadronas y el movimiento para mejorar la experiencia de parto

midwife

imagen: Dupagemamas

El artículo se centra en la actualización de dos estudios del grupo Cochrane sobre las implicancias para la madre y el bebé durante el parto de dos cosas fundamentales: 1) quien acompaña y atiende a la mujer de parto y 2) la posibilidad de movimiento y uso de diferentes posiciones durante la primera etapa del parto.

El primer estudio compara los modelos en donde la comadrona es el profesional principal a cargo de la planificación, organización y atención a la mujer desde el embarazo hasta el postparto y los modelos donde el gineco-obstetra y el médico de familia lo hacen.

Este estudio concluyó que cuando la atención estaba principalmente a cargo de las comadronas, las mujeres de parto usaban menos la epidural, tenían menos partos instrumentalizados (con vacuum o fórceps), se les realizaba menos episiotomías, estaban mas satisfechas con el trato recibido, se les realizaba menos cesáreas y no tenían mayor índice de complicaciones.

El segundo estudio analiza las posiciones de la mujer durante la primera etapa del parto (la dilatación). Se compararon las experiencias de mujeres que habían dilatado usando posiciones verticales (de pie, de rodillas, sentadas y caminando) con las mujeres que habían dilatado usando posiciones horizontales (echadas).

Este estudio concluyó que las mujeres que dilataron en posiciones verticales tardaban menos en llegar a dilatación completa, tenían menos índice de cesáreas, usaban menos la epidural y no tenían mayor índice de complicaciones.

Estos estudios son realmente vitales para iniciar un cambio en los modelos de atención al parto actuales que en la gran mayoría se basan en la atención al parto por parte de gineco-obstetras o médicos.

Si te toca parir, piénsalo, los partos atendidos por comadronas no son solo mas satisfactorios para la mujer sino que además, son mas económicos.

Aquí les copio el link del artículo en inglés:

http://evidentlycochrane.wordpress.com/2013/08/22/midwives-and-movement-for-a-better-birth-experience/#more-729