Recomendaciones durante el embarazo

El embarazo supone un reto para el cuerpo de la mujer. Un bebé se desarrolla dentro y para poder nutrirlo y acomodarlo el cuerpo de la madre debe cambiar. Aunque estos cambios son naturales y normales, algunas veces ocasionan molestias para la madre pues sus funciones fisiológicas se ven afectadas. Es por estas razones que la madre debe cuidar especialmente su salud, descansar, y de ser necesario, hacer cambios en su estilo de vida que ayuden a su cuerpo a adaptarse y a su bebé a desarrollarse y crecer saludablemente.

chapa-comunidad

CAMBIOS FÍSICOS COMUNES

Falta de aliento
El útero en crecimiento ejerce presión sobre el diafragma. Como resultado, los pulmones no tienen suficiente espacio para expandirse.
¿Que hacer?
Ponerse ropa suelta y cómoda
Mantenerse oxigenada
Escuchar a tu cuerpo, descansa si es que sientes dificultad para respirar o te sientes cansada
Informar a tu médico sobre cualquier falta de aliento severa o recurrente

Hinchazón
Durante el embarazo el cuerpo contiene más cantidad de sangre y otros fluidos, además el útero en crecimiento presiona algunos vasos sanguíneos. Como resultado el cuerpo se hincha, especialmente los pies y las manos.
¿Que hacer?
Dormir y descansar sobre el costado izquierdo
Elevar los pies y piernas cuando este acostada o sentada
Llevar una dieta especial (consultar a tu médico o experto en nutrición)
Beber mucho agua
Evitar ropa que apriete las piernas, muslos, caderas e ingles.
Informar a tu médico si es que la hinchazón es severa y no se alivia descansando o elevando los pies.

Orina frecuente
A medida que el bebé crece, la vejiga tiene menos espacio para expandirse. Aún una pequeña cantidad de orina en la vejiga puede provocar la necesidad de ir al baño. A veces el estornudo, la tos o la risa pueden causar un escape de orina.
¿Qué hacer?
Planear visitas frecuentes al baño
Usar ejercicios de Kegel para fortalecer los músculos del suelo pélvico
Informar a tu médico si es que siente una urgencia muy intensa, ardor, dolor o si sangra al orinar

Acidez
La presión del útero empuja a veces el contenido estomacal hacia el esófago. Esto produce una sensación de ardor. Además la digestión puede ser mas lenta durante el embarazo, la comida permanece en el estómago por mas tiempo.
¿Qué hacer?
Comer raciones pequeñas, cinco veces al día
Ingerir cosas livianas para darle tiempo al cuerpo a digerir. Recuerda que, a pesar de necesitar un mayor consumo de calorías durante el embarazo, no es necesario comer para dos.
Tener una alimentación balanceada y saludable
Prestar atención al efecto que los diversos alimentos tienen, si notas que algo no te sienta bien, evítalo
No comer antes de dormir
Consultar a tu médico antes de tomar cualquier medicamento contra la acidez

Dolor de espalda
Durante el embarazo la columna también se ve afectada. Para soportar el peso del bebé la curvatura de la zona lumbar se acentúa muchísimo afectando el balance y la postura de la mujer.
¿Qué hacer?
Mantener un buen estado físico, haciendo ejercicios que permitan que tu cuerpo se fortalezca, estire, relaje y suelte (natación, yoga, pilates, baile, etc.)
Prestar atención a tu postura
Usar zapatos cómodos (evita usar tacos)
Evitar pasar mucho tiempo de pie o sentada
Dormir en un colchón duro
No levantar objetos demasiado pesados
Descansar
Visitar a un especialista si es que sientes mucho dolor, que no remite con el descanso

Cambios en la piel, pelo y uñas
Las hormonas del embarazo pueden cambiar las características de tu piel, pelo y uñas. La piel puede oscurecerse, el pelo crecer con fortaleza y crecer en zonas no comunes, la uñas se vuelven quebradizas, etc.
¿Qué hacer?
Usar bloqueador solar todos los días
Humectar la piel
Tomar mucho líquido
Disfruta de tus hormonas😉
No te preocupes demasiado, estos cambios solo se notarán en el embarazo, todo volverá a la normalidad luego del parto

NUEVOS HÁBITOS

El embarazo es una fuente de inspiración y motivación para adoptar un estilo de vida más sano. El desarrollo de tu bebé es muy susceptible a influencias externas. Es por esta razón que debes cambiar algunos hábitos para mantenerte y mantenerlo saludable. Estas son algunas maneras de mejorar su salud y la de su bebé:

  • Abstenerse de consumir drogas, alcohol y tabaco
  • Hacer ejercicio con regularidad
  • Comer bien
  • Tomarse la vida con un poco mas de calma, recuerda que, aunque el embarazo es una etapa normal y natural, tu cuerpo esta trabajando a un ritmo mucho más intenso de lo normal, necesita un receso de vez en cuando
  • Si estás tomando alguna medicación, aunque sea de las que se venden sin receta, o alguna hierba, dejarla de tomar hasta que puedas consultarle a tu médico si es segura durante el embarazo
  • Comunicarse con el bebé. Cuéntale como te sientes, cántale, toca tu barriga
  • Alejarse de todo aquello que te hace daño
  • Llenarse de pensamiento maravillosos, vas a ser madre
  • Sonreír, disfrutar, agradecer
  • Engreirse, busca una actividad que disfrutes y empieza a dedicarle tiempo